Crédito fotografía: 
Referencial/ archivos
La Gobernación de Elqui y Carabineros están en alerta por los delitos de alta connotación social y piden el apoyo de la comunidad a través de denuncias. Fiscalía informa resultado de foco investigativo por los ilícitos.

Organizados, armados e irrumpiendo en los hogares de sus víctimas a cualquier hora del día. Son algunas de las características de los preocupantes robos que se han registrado en las últimas semanas en distintos puntos de la conurbación La Serena-Coquimbo.

Los hechos, que preocupan por lo violento del actuar de los antisociales, han puesto a las autoridades en alerta, por el aumento de este tipo de ilícitos tras meses de una efímera tranquilidad, derivada de las cuarentenas y las restricciones al tránsito de personas en el contexto sanitario, que pareció poner a los delincuentes en pausa.

Desde el fin del confinamiento se ha advertido una “normalización” de la actividad delictiva, en medio de la cual el Ministerio Público indaga a través de un “foco investigativo” en coordinación con Carabineros, mientras que el Gobierno prepara un plan especial para prevenir al máximo nuevos hechos en temporada estival.

Violencia e intimidación

El pasado lunes El Día dio a conocer tres de estos casos, dos en La Serena y uno en Coquimbo. Durante el fin de semana largo, familias de la conurbación vieron arruinadas sus celebraciones de Navidad por violentos robos en sus viviendas. En la capital regional una mujer embarazada fue encañonada y su esposo atado de manos, mientras en la comuna puerto un padre de familia recibió un impacto de bala en su pierna, tratando de defender a sus seres queridos. Un día después, el coronel Carlos Rojas, prefecto de Carabineros Coquimbo, reiteró lo traumatizante que puede resultar para la comunidad ser violentada en sus propios hogares y comprometió despliegues en búsqueda de los autores de estos ilícitos. “Los vamos a encontrar”, indicó el uniformado.

Los delitos descritos no solo son los que han salido en la prensa. Detrás, los hechos suman y siguen, aunque en algunos de esos casos ya hay resultados de las indagaciones. Carabineros informó la detención de tres individuos en la comuna de Coquimbo, procedimientos en los que se incautaron armas de fuego y municiones.

“Estos sujetos presentaban órdenes de aprehensión pendiente, precisamente por el delito de robo con violencia y robo en bien nacional de uso público”, dijo el prefecto, destacando el rol de la comunidad en la detención de los antisociales.

“Quiero valorar la información que nuestros propios vecinos nos proporcionan y, como dije en una edición anterior en este mismo medio (29 de diciembre), los vamos a pillar, los vamos a detener. Hoy lo hemos concretado y hemos recuperado especies. Sin embargo no vamos a descansar, ya que aún nos falta esclarecer otros delitos similares”, señaló.

El foco investigativo

La Fiscalía informó que existen dos personas formalizadas por el robo, perpetrado el 15 de diciembre en el sector de Sindempart. En esa oportunidad, los imputados habrían amenazado con armas a sus víctimas, golpeando a uno de ellos y llevándose así varias especies, como teléfonos celulares, vestimentas, equipos computacionales, dinero en efectivo y un vehículo, el cual fue recuperado.

Los resultados fueron dados a conocer por el fiscal Andrés Gálvez, quien lidera el foco investigativo para desbaratar las bandas dedicadas a este tipo de ilícitos. “Han ocurrido resultados en este tipo de delitos que han tenido un incremento desde septiembre. Hemos solicitado órdenes de detención y registro de domicilios al Juzgado de Garantía”, detalló el persecutor.

Los detenidos quedaron en prisión preventiva y el tribunal fijó un plazo de 60 días para las investigaciones. Sin embargo, el fiscal pide “la cooperación de la comunidad” para avanzar en nuevas detenciones. “Es lo más importante para dilucidar, esclarecer e imputar delitos, con diligencias de reconocimiento de imputados y otras (…) La idea del Ministerio Público es desbaratar y bajar la incidencia de estos delitos”, dijo el fiscal Gálvez.

Plan "Verano Seguro"

El gobernador de Elqui, Marcelo Gutiérrez, dijo que “en el último tiempo hemos visto un aumento de los delitos de alta connotación social”, que, si bien no llegan a aumentar considerablemente el índice de comisión en la zona, “sí nos preocupan, por el  nivel de violencia con que han ocurrido”.

La autoridad provincial indicó que “hemos trabajado arduamente con Carabineros, con el prefecto Carlos Rojas y hemos desarrollado una labor investigativa para llegar a la detención de estas bandas delictuales. Como Gobernación de Elqui estamos trabajando profundamente para aumentar la sensación de seguridad de las personas”.

En el mismo sentido, Gutiérrez detalló que se han realizado reuniones con el intendente Pablo Herman y con los comisarios de La Serena y Coquimbo, para desarrollar estrategias de seguridad, tras las cuales ya se trabaja en un “Plan Verano Seguro”, con el fin de frenar estos hechos en temporada estival.

El gobernador adelantó en conversación con El Día que la iniciativa considera controles dinámicos en conjunto entre Carabineros y la PDI, en distintos puntos aleatorios. Además de “la supervisión y vigilancia de las plantas de revisión técnica, para que no sean aprobados los permisos de circulación de los autos que tengan vidrios polarizados” y así reforzar los resultados de las fiscalizaciones.

Durante el verano, comenta la autoridad, se reforzarán los controles con apoyo de Senda. Todo tiene un doble fin, agrega, ya que aumentando la sensación de seguridad en verano, para los turistas, se aporta a la reactivación económica. Para esto, será crucial que no se descuide el trabajo por mantener las normas sanitarias. “Aún no le hemos ganado (a la pandemia), pero seguimos dando la pelea”, finaliza Gutiérrez.

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X