• Sebastían Piñera aprovecha de hablar con el Rey de España, Felipe VI, en medio del cambio de mando en Uruguay
Crédito fotografía: 
Efe
El presidente ofreció un punto de prensa en la Plaza Independencia de Montevideo finalizado el acto de investidura de Luis Lacalle Pou. Sebastían Piñera habló sobre su agenda social de Gobierno y la prioridad de la seguridad de la ciudadanía.

Este domingo, Sebastián Piñera llegó a Uruguay para participar en la ceremonia de cambio de mando que llevará a la presidencia a Luis Lacalle Pou, terminando con 15 años de gobierno ininterrumpido del izquierdista Frente Amplio.

Se trata del primer viaje al exterior del primer mandatario luego del inicio del estallido social.

Tras aprovechar la instancia para reunirse con el rey de España, Felipe VI y con el presidente de Colombia, Iván Duque, el presidente Piñera ofreció un breve punto de prensa en la Plaza Independencia de Montevideo.

Consultado respecto del ambiente existente en Chile ante el incremento de manifestaciones que se prevé para marzo, el gobernante aseguró que la prioridad del gobierno es la seguridad ciudadana.

“Estoy seguro de que la inmensa mayoría de los chilenos quiere paz, quiere que se restablezca el orden público, hacer su vida con normalidad. Por eso, en la agenda del gobierno para marzo lo primero es la seguridad ciudadana y combatir la violencia. Y esperamos que todas las fuerzas políticas nos apoyen en esta misión, pues es propio de todos los chilenos de buena voluntad condenar la violencia y a los violentistas”, indicó Piñera.

“Además, vamos a impulsar con mucha fuerza la agenda social, con mejores pensiones para la clase media y las mujeres, la reforma a la salud, así como necesitamos que el Congreso apruebe el proyecto de ingreso mínimo garantizado, que beneficiará a 700 mil trabajadores chilenos que ganan el mínimo”, añadió.

El primer mandatario indicó que también se requería el apoyo del Congreso para aprobar el proyecto que permite a las Fuerzas Armadas proteger infraestructura crítica, “por lo que esperamos la colaboración de todos”.

Consultado respecto de las protestas que se prevén para marzo, Piñera hizo una distinción entre las manifestaciones pacíficas y las violentas.

“Las manifestaciones pacificas son parte de la democracia, por lo que el gobierno las aprueba y protege. (Nosotros decimos) sí a las manifestaciones pacificas, no a la violencia criminal que está destruyendo pymes y empleos. La violencia destruye, mata. La violencia no conduce a ninguna parte. Pero las manifestaciones pacíficas son un derecho de los ciudadanos”, zanjó.

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

 

X