Crédito fotografía: 
Efe
El chileno firmó una actuación sobresaliente. Aunque comenzó la especial con ciertas dificultades, remontó en la segunda mitad de la cronometrada y pudo ampliar su renta de ventaja con el polaco Aron Domzala.

En la segunda etapa del Dakar, que arrancó este lunes desde Bisha, el piloto chileno Francisco “Chaleco” López (South Racing Can-Am) firmó un tercer puesto que lo deja hasta la primera posición de la categoría de vehículos ligeros.

Además, el argentino Pablo Copetti (Mx Devesa) ganó en los quads y el también chileno Pablo Quintanilla (Husqvarna) brilló sobre las dunas para conseguir una tercera posición que lo acerca al top-3 de la general.

Francisco “Chaleco” López (South Racing Can-Am), campeón del Dakar en 2019, ya está en lo más alto de la clasificación de vehículos ligeros. El chileno firmó una actuación sobresaliente. Aunque comenzó la especial con ciertas dificultades, remontó en la segunda mitad de la cronometrada y pudo ampliar su renta de ventaja con el polaco Aron Domzala (Monster Energy Can-Am), para conseguir un tercer puesto que lo catapulta, por 39 segundos, hasta el liderato de la general. Chaleco finalizó la etapa por detrás del español Gerard Farrés (Monster Energy Can-Am), segundo clasificado, a 2 minutos y 43 segundos del líder, el saudí Saleh Alsaif (FN Speed - Black Horse).

Copetti y Enrico los mejores en los quads

El piloto argentino, Pablo Copetti (Mx Devesa), que compite bajo licencia estadounidense, firmó su cuarto triunfo de etapa en el Rally Dakar, tras los conseguidos en 2012, 2016 y 2017, al imponerse en la especial de 457 kilómetros entre Bisha y Wadi Ad-Dawasir. Con esta victoria, el cordobés sube hasta la tercera posición de la general, y se coloca a tan solo 2 minutos y 40 segundos del líder, el francés Alexandre Giroud (Team Giroud).

 El chileno Giovanni Enrico (Enrico Racing), al que se le escapó la victoria de etapa por 1 minuto y 3 segundos, consiguió recortar tiempo al líder francés y se sitúa segundo en la general, a 1 minuto y 9 segundos de Giroud.

Motociclismo:

Tras el mal comienzo de los pilotos chilenos en esta edición, Pablo Quintanilla (Husqvarna) e Ignacio Cornejo (Honda) consiguieron brillar con luz propia en la segunda etapa del Dakar, para levantar el vuelo y acercarse a los puestos nobles de la clasificación. Quintanilla, segundo clasificado en la pasada edición del Dakar, fue el que mejor rodó de los dos. Terminó la etapa en tercer puesto por detrás de las Honda del español Joan Barreda (Honda) y el americano Ricky Brabec (Honda). Gracias a su excelente actuación ya es cuarto en la general y se cuela en la lucha por el podio.

 El porteño se mostró "muy contento de cómo van las cosas" en esta edición del Rally Dakar e indicó, en declaraciones facilitadas por el equipo Husqvarna, que espera "con ansias el día de mañana" Cornejo, que terminó quinto, fue de los más rápidos en motos y consiguió recortar bastantes minutos después del mal tiempo cosechado en la primera manga. El argentino Luciano Benavides (Husqvarna) se mostró satisfecho con su octavo puesto en la segunda etapa del Rally Dakar, en "otro día sólido", en el que pudo hacer "un buen trabajo a través de las dunas".

En declaraciones facilitadas por su equipo, Benavides hizo balance de la segunda especial: "Hoy ha sido otro día sólido para mí y estoy feliz por mi resultado. Hice un buen trabajo a través de las dunas al comienzo de la etapa, era más como el tipo de terreno al que estoy acostumbrado a correr en casa y realmente disfruté esa sección". Benavides es séptimo a 9:07 del líder de la general de motos, el español Joan Barreda (Honda).

 

Suscríbete a El Día y recibe a diario la información más importante

* campos requeridos

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

 

Lo más visto hoy

 

Diario El Día

 

 

 

X